Últimos temas
» Misiones rango C
Miér Sep 05, 2018 2:38 pm por Staff SJ

» Probando lanzada de dados
Dom Jul 22, 2018 5:34 pm por Staff SJ

» [Juego] Ojalá
Vie Jul 06, 2018 9:58 am por Diarmuid Kavalier

» [Juego] Grita lo más fuerte que puedas
Vie Jul 06, 2018 9:57 am por Diarmuid Kavalier

» [Juego] Cuenta hasta 10 - Chicos
Vie Jul 06, 2018 9:57 am por Diarmuid Kavalier

» [Juego] Existencialismo
Vie Jul 06, 2018 9:56 am por Diarmuid Kavalier

» [Juego] Róbame
Vie Jul 06, 2018 9:56 am por Staff SJ

» [Juego] 1000 mensajes
Vie Jul 06, 2018 9:56 am por Diarmuid Kavalier

» [Juego] ¡Usuarios V.S Staff!
Vie Jul 06, 2018 9:56 am por Diarmuid Kavalier

» [Juego] Emparejame
Vie Jul 06, 2018 9:56 am por Diarmuid Kavalier

» 1, 2, 3... 10 ¡Beso!
Vie Jul 06, 2018 9:55 am por Diarmuid Kavalier

Te_extranamos!
¡GUÍAS DEL FORO!
¡Hay más guías, no olvides usar la ruedita del ratón!
GUÍA BÁSICA
GUÍA AVANZADA
AMBIENTACIÓN
GUÍA ECONÓMICA
GUÍA OPCIONAL
RECURSOS
X
Discord

BIENVENIDO
AWARDS
Bienvenido al foro de Shinobi’s Justice, esperamos que tu estancia en el foro sea agradable y lo encuentres entretenido.

Shinobi’s Justice es un foro de rol interpretativo basado en el mundo y la ambientación de Naruto, donde el usuario tiene total libertad para crear el personaje que desee, sin que le falte rol.

El foro posee un equilibrado sistema de subida de parámetros y rangos que permite que se vea una progresión constante, e infinidad de opciones para que el personaje sea único. ¡Te invitamos a comprobarlo por ti mismo!
El ocaso cae en Daichi, y la noche comienza a reinar. En el palacio del feudal, tras meses de planficación, Hikari Aika, feudal de la nación del fuego, aliada con las naciones de la nieve y la tierra, acuerdan terminar definitivamente con los estados practicantes del Shuha Shinto. Los soldados marchan, liderados por sus mejores generales y con pertrechos suficientes para entrar en una cruel guerra. Samuráis, soldados, y ninjas han sido llamados por igual. La guerra se ha desatado, solo queda esperar que no lo consuma todo.

Sin embargo Hikari Aika no marcha con sus tropas. Por primera vez, decide quedarse en su palacio, rezando en el templo de Amaterasu. Es el día de su veinticinco cumpleaños, y espera pacientemente a una sombra del pasado.


♦️
ENLACE AL ÍNDICE DE TRAMAS
♦️
Es la estación del año más cruel y desgarradora, comprendida entre otoño y primavera. Comienza el día 13 de Node y termina el último día de Gami.

Los días ahora tienen tan solo ocho horas de luz al día, disminuyendo cada vez más cuanto más avance la estación, llegando hasta tan solo cinco horas de luz. La temperatura baja en todas las regiones de Daichi, volviéndose un clima frío, desolador. Los días en la Nación del Viento ahora son más agradables, sin embargo al caer la noche el frío se vuelve casi tan insoportable como en la Nación de la Nieve, la cual, ahora experimenta constantes tormentas que cubren todo el país, salvo en la península. Todas las naciones se resguardan ahora del frío, pues los días y las noches son insoportables. Se dice que en los inviernos los yokais proliferan y cubren más el mundo de los humanos.

Precipitaciones constantes en forma de nieve, lluvia, o granizo, descargando en forma de tormentas de nieve cuando el frío se vuelve insoportable, o incluso en granizo en la Nación de la Nieve. Cuanto más se acerca a la primavera, menos frío hará, sin embargo eso no quita lo horrible que de las precipitaciones, que dependiendo del año algunas islas de la Nación del Agua pueden inundarse, y los refugiados ir a la capital hasta que termine la estación.

Los árboles pierden sus hojas hasta quedar en solo un tronco cubierto de nieve, en el mejor de los casos la nieve cubre las hojas y estas aguantan hasta primavera. Sin embargo las bosques de las Naciones del Fuego y la Hierba logran aguantar estas horribles temperaturas sin perder apenas hojas, algo que otros países no logran entender.
¡Bienvenidos a Daichi Magazine, la revista oficial de Shinobi's Justice! En esta revista podréis encontrar entrevistas a diversos usuarios ganadores de awards o cuya participación en una trama haya decantado la misma. Resúmenes de tramas y eventos, y anuncios anticipados de tramas próximas. ¡Si quieres verlas todas, solo haz click en la imagen que hay debajo!

Daichi Magazine
¡Ha habido una enorme actualización en el foro! Ya ha pasado un año desde que abrimos nuestras puertas para mostrar Daichi y todo aquello que lo engloba este pequeño universo, y queremos agradeceros a todos por apoyarnos en este ambicioso proyecto.

♦️
Como habéis podido observar la estética del foro ha sufrido un cambio bastante importante con respecto a la que hemos tenido el pasado año. La gana de colores claros ha dado lugar a una combinación cromática nueva, usando colores que permitan un mayor contraste.

♦️
Modificada la guía de ambientación y cronología, dejando enlaces, descripciones y todo mejor redactado en un solo lugar. Añadido el F.A.Q ambientativo a esta misma guía.

♦️
Nuevo tablón de anuncios que condensa toda la información que había anteriormente en el anterior, más la propia del banner.

♦️
Modificadas las técnicas básicas de la academia para un mejor balance, añadida la técnica de invocación.

♦️
Han sido añadidas las historias y modificado por completo los resúmenes de los 31 clanes y artes que tiene el foro.

♦️
Creado el sistema de profesiones que tanto se pedía, sin embargo este es añadido como algo narrativo y con lo que ganar un poco de dinero. ¡Tenéis más de 100 puestos para escoger!

♦️
El inventario ha cambiado por completo, siendo un precioso y útil código creado por nuestro diseñador, que facilitará mucho las cosas de ahora en adelante.

♦️
Añadida la raza ''Poseído''. que efectivamente hace que en un porcentaje un ser del otro mundo os posea y tome control sobre ciertas acciones.

¿Por qué no te animas a verlo todo por ti mismo? ¡Solo tienes que hacer click a este enlace!

Trama
Estación actual
Kages
Staff
Daichi Magazine
Actualizaciones
HERMANOS {8 / 8}
ÉLITE {54 / 72}
DIRECTORIO {14 / 28}
NUESTRAS REDES SOCIALES

ÚLTIMA ACTUALIZACIÓN: 30/03/2018
HERMANOS {8 / 8}
ÉLITE {54 / 72}
Crear foro FINAL FANTASY: Zero Expectro Patronum Crear foro Crear foro
DIRECTORIO {14 / 16}
NUESTRAS REDES SOCIALES

ÚLTIMA ACTUALIZACIÓN: 10/04/2018

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

DESCRIPCIÓN DE LA MISIÓN:
Nombre: ¡Devuélveme lo que es mío bastardo!
Rango de la misión: C.
Paga de la misión: 450 Ryous.
NPC de Staff: No permitido.
Lugar: Kusagakure no sato.
Número de post: 60 líneas. (Calibrí,11).
Descripción: Hace tiempo que se vienen realizando denuncias con respecto a un supuesto nómada que vive en algún lugar del País de la Hierba que, al parecer, ataca a los transeúntes con la intención de robarle sus pertenencias. No suelen ser robos con violencia, pero aun así el señor Tora Nakamura ha contratado tus servicios para hacer justicia, puesto que él es uno de los afectados y quiere que se haga justicia. No quiere que mates al susodicho, tan solo quiere recuperar lo que es suyo y que ese maleante esté entre rejas.


Tres misiones de rango D y dos de rango C eran una marca decente en su historial, pero el joven shinobi no quería conformarse, no con eso. Esos números, como ya dijimos, podían ser cuan decentes quisiéramos, y aunque le daban la oportunidad de participar en los próximos exámenes chunin, él seguía creyendo que no habían sido tareas desafiantes. Así que, una vez volvió a casa luego de culminar una misión entre regular y fastidiosa junto a Daimon y Khára, el Suneku se echó a la cama para descansar teniendo muy en claro que, en la mañana siguiente, solicitaría una misión más.

Despertó muy temprano y le recibió una mañana invernal tan fría como silenciosa. La condensación en las ventanas de su habitación le impedía ver lo que ocurría allá fuera así que debió acercarse a cada una de ellas para limpiarlas y tener un panorama más claro. Desde su posición, la actividad de la aldea estaban en pleno desarrollo, con uno que otro vecino dejando su hogar para ir a trabajar bajo una ligera llovizna. Lindo día. murmuró con los ojos clavados en su jardín, algunas de las flores necesitaban cuidado urgente o morirían en poco tiempo. Si tan solo eso le importase.

Una mueca, un bostezo y un estiramiento serían su respuesta ante lo observado pues, como dije, poco le valía. Anduvo descalzo hasta el baño y se encargó de sus necesidades en muy poco tiempo, puede que unos quince o veinte minutos, no más, antes de dirigirse a la cocina y preparar algo para desayunar. El mercado de tres días atrás le permitió tener una gran reserva de alimentos y, sabiendo que ese día sumaría aun más dinero, podía darse el lujo de preparar un gran desayuno. Una tostada recién hecha y crujiente con una fina capa de mantequilla, un bol de cereales con leche y jugo de durazno. Hasta se daría la oportunidad de comer un pedazo de tarta de calabaza.

Con la barriga llena, bien vestido y equipado, el ninja salió de casa bajo la protección de un impermeable con rumbo hacia el despacho del Kusakage. El camino fue tan tranquilo como de costumbre y el peliblanco se encontraba en su destino tan pronto como podía esperarse, siendo capaz de recibir una buena misión de entre todas las disponibles a esa hora. La sombra de su villa le dedicó una sonrisa y un "buena suerte" al chico como despedida y Jhin lo tomó de buena forma, su Kage era una de las pocas personas agradables de la aldea y la razón principal por la cual no terminaba de odiar a Kusa entera.

La tarea del chico era relativamente fácil, hacerse cargo de un ladrón que se había escapado con la suya en más ocasiones de las que los altos cargos podían soportar. La única razón por la cual no habían ido tras él era bastante simple, sentían que alguien como él mereciera algún tipo de esfuerzo, y por ello lo dejaron como una misión para los menos experimentados. Para esos que deben realizar el trabajo sucio. Pues venga, vamos a por ese idiota. Jhin se encontraba de regreso a calles con rumbo al sector residencial donde el "nómada" había sido visto por última vez. Si tenía suerte, seguiría rondando por esos lugares y le daría su merecido.

La zona en cuestión se prestaba para el tipo de actividades que llevaba a cabo el nómada; las gigantescas ramas de los árboles iban de aquí para allá por encima de las calles y entre las casas, creando al menos unos veinte escondites distintos que podía utilizar si las cosas se ponían complicadas, y eso era solo lo qué Jhin podía observar a simple vista. Ni pensar en lo que estaba pasando por alto. Puede que sea mucho más inteligente de lo que otros creen. exclamó ante ese nuevo descubrimiento, dándole un punto a favor a su objetivo, pero solo eso.

Jhin dedicaría los siguientes veinte minutos a patrullar la zona residencial, saltando por sobre las ramas, "tejados" de las casas, escurriéndose gracias a sus habilidades de clan entre los rincones más difíciles y descansando en la sombra de cuando en cuando. Lo poco que veía le aportaba absolutamente nada con respecto a la misión y esto le frustraba, pero para su fortuna, las cosas se pondrían interesantes en el momento menos esperado. Cuando había decidido echarse en el suelo a descansar antes de seguir buscando al ladrón, se escuchó un grito, uno que de seguro provenía de alguna mujer, a tan solo una cuadra de distancia de la posición del chico. Esperando que se tratase del nómada, fue a toda velocidad con esos movimientos serpenteantes que le dotaban de tanta destreza y acortó la distancia en cuestión de segundos, si, segundos, para así dar con el origen del ruido.

Líneas: 50





Hablo  | Narro | Pienso
El origen del grito era, en efecto, una mujer. Una señorita de veintidós años, delgada, cabello negro azabache y atareada con un traje médico de color blanco... para ser exactos. Aferrado a ella cual sabandija se encontraba un sujeto que encajaba de pies cabeza con la descripción del famoso nómada. Sin mucho tiempo para pensar, Jhin corrió en su dirección (ahora que no tenía medio cuerpo dislocado) y saltó para aplicar una patada en al espalda del ladrón, acción que le dejaría tumbado en el suelo de lleno. Huya, rápido. ordenó Jhin a la señorita que, sin pensarlo dos veces, arrancó el bolso que aquel nómada le había robado y salió corriendo en dirección contraria.

Un vistazo al sujeto le permitió a Jhin el detectar una cortada en la frente como producto de la caída. Colócate de pie, ahora. La culpa no estaba ni cerca de atormentar al chico, ni siquiera tras ver la herida que él mismo le había provocado. No lo diré una tercera vez. no hubo respuesta luego de esta amenaza y, sin ganas de suplicar o negocias con él, el Suneku le aplicó un puntapié en el abdomen capaz de arrancarle un grito de dolor. No hizo falta una palabra más para que se colocase de pie. No fue hasta entonces que el abundante flujo de sangre se convirtió en una verdadera preocupación para el ninja. Si él sujeto moría, no recibiría su paga, así que no podía permitirse tal cosa.

Haciendo uso a unas de sus técnicas más básicas, Jhin ató los pies del nómada con unas cadenas y le obligó a permanecer tan quieto como fuese posible para arreglar el corte de la frente. — Es gracioso. — destacó el sujeto tras pasar algunos segundos. ¿El que estés a punto de recibir tu merecido? atajó al instante, deteniendo el proceso de limpieza para la herida. Si, es buenísimo. agregó volviendo al asunto. — No, creer que haces lo correcto. Eso es muy gracioso. — se atrevió a decir cuando Jhin comenzaba con las puntadas. Hago lo correcto al detener a un ladrón. ¿Crees que robar a esa chica no merecía un castigo o algo por estilo? Imbécil. le insultó, cansado ya de aquel sujeto. — Oh no, esto lo tengo merecido. Me refiero a tu servicio a la aldea... shinobi. — corrigió los pensamientos de Jhin, haciendo énfasis en la última de sus palabras.

Jhin se mantuvo en silencio durante el resto del proceso, se retiró los guantes, observó la herida y, cuando todo estaba viendo, apretó el cuello del maleante con la diestra. ¿Subestimas mi trabajo? sus acciones no se relacionaban en lo más mínimo con el estilo de vida que llevaba, pero claro, el Jhin Taoista que sus amigos conocían se había perdido durante los últimos días, incapaz de tranquilizarse con todo lo que ocurría en la aldea. Este era un Jhin mucho más agresivo, más imprudente... explosivo. Proporcionalmente caótico, visceral al momento de responder a los estímulos negativos. Los gemidos de dolor del nómada le avisaron cuando era el momento adecuado para aliviar el agarre, dejar que pudiera respirar y ver si eso había refrescado sus pensamientos. — ¿Crees... — comenzó con algo de dificultad. — ...que trabajar para estos imbéciles es lo correcto? — le preguntó antes de escupir el suelo. — ¿Crees que elegí esta vida de mierda solo porque si? Kusa no está hecha para quienes piensan diferente, monigote de mierda. Tú y tu asquerosa religión te llevarán a la desgracia antes de que te des cuenta. Llevarme al matadero no cambiará nada al respecto. — concluyó con una mirada llena de asco e ira.

¿Qué significaba todo eso? Jhin no lo tenía muy claro en ese entonces, pero la verdad se mostraría ante él muy pronto. En ese momento no hizo más que ignorar al nómada, tomar sus palabras como el delirio de un hombre cuyo destino era la muerte y que se trataba de un intento desesperado por salvarse, por encontrar en Jhin un alma caritativa que le liberase de la horca. Eso no fue lo que consiguió, todo lo contrario. El shinobi de Kusa llevaría al nómada tras las rejas y cobraría una buena cantidad de dinero a cambio de sus servicios. Aunque, al final del día, el dinero pesaba en su bolsillo y sus pensamientos le atormentaban. ¿Se había convertido en un mercenario de la villa? ¿Era él un verdugo detrás de los juicios llevados a cabo por un montón de monjes a quienes él mismo despreciaba? ¿Había... enloquecido?

Líneas: 46

Líneas sobrantes: 36 = 3 Puntos en Genjutsu





Hablo  | Narro | Pienso
Contenido patrocinado




Historia contada por Contenido patrocinado,




Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares





Publicar nuevo tema   Este tema está cerrado y no puedes editar mensajes o responder

Página 1 de 1.  • Comparte • 
 




PERMISOS QUE POSEES EN ESTE FORO:
No puedes responder a temas en este foro.